Jabierre de Olsón, en el entorno de Aínsa. Sus monumentos, excursiones, aventura, dónde comer, dormir.

Esta escueta localidad nos gana por su gran encanto. A escasos kilómetros de Lamata, accedemos a ella a través de la A-138, muy cerca del embalse de El Grado, a 582 metros sobre el nivel del mar.

Entre la serie de casas que se disponen aisladas, como es habitual en la zona, destaca la casa Coronas, cuyo patio abierto, su puerta adovelada y su escudo de armas la hacen digna de mención, así como casa Périz, con fecha dispuesta en la fachada (1788), y donde el visitante se embelesa ante la contemplación de un bellísimo vano, que reúne en armónica disposición soles y lunas con rostros diferenciados.

La iglesia parroquial, recuperada a finales del siglo XX, posee un carácter popular y data del siglo XIX.

Celebra sus fiestas el 22 de junio, en honor a la Magdalena.

 

Por: Laura Armario