Els Molins, en Ribagorza Oriental, sus monumentos, excursiones, aventura, dónde comer, dormir.

A 905 metros de altitud, muy cerca de Betesa, con la que se comunica con pista asfaltada, encontramos la pequeña localidad de Els Molins.

Antiguamente formaba parte de una agrupación de pequeños núcleos poblacionales, los cuales hoy en su mayoría se encuentran despoblados, conocida como Cornudella de Baliera. En época medieval tanto Molins de Betesa como otros lugares cercanos se incluían bajo la influencia del Monasterio de Alaón.

Una única calle conforma el entramado de un caserío en el que apenas destacan edificios de relevancia, pero sí destaca el cariñoso cuidado con que mantienen sus viviendas y el afecto y  la hospitalidad de sus habitantes. En sus límites encontraremos una pequeña ermita, la de San Pedro, en un estilo románico de tipo rural con amplias modificaciones posteriores. Si el curioso cuenta con tiempo suficiente en su visita a la zona, no debería olvidarse de este lugar, por su belleza y por lo reconfortante de pasear por su caserío y alrededores.

 

Por: Laura Armario